lunes, 16 de enero de 2017

9 Mejores prácticas para desarrollar servicios de consultoría

De acuerdo con las Normas Internacionales para la Práctica Profesional de la Auditoría Interna: El director ejecutivo de auditoría debería considerar la aceptación de trabajos de consultoría que le sean propuestos, basándose en el potencial del trabajo para mejorar la gestión de riesgos, añadir valor y mejorar las operaciones de la organización. Los trabajos aceptados deben ser incluidos en el plan”.

¿Qué son servicios de consultoría?

Son actividades de asesoramiento y servicios relacionados, proporcionadas a los clientes, cuya naturaleza y alcance estén acordados con los mismos y estén dirigidos a adir valor y a mejorar los procesos de gobierno, gestión de riesgos y control de una organización, sin que el auditor interno asuma responsabilidades de gestión. Algunos ejemplos de estas actividades son el consejo, el asesoramiento, la facilitación y la formación.

Nueve mejores prácticas que debes tener presente cuando realices trabajos de consultoría:

     I.        Los servicios de consultoría son por naturaleza consejos, y son desempeñados, por lo general, a pedido de un cliente. La naturaleza y el alcance del trabajo de consultoría están sujetos al acuerdo efectuado con el cliente. Por lo general existen dos partes en los servicios de consultoría:
(1) la persona o grupo que ofrece el consejo, es decir el auditor interno, y
(2) la persona o grupo que busca y recibe el consejo, es decir el cliente del trabajo.

    II.        Los auditores internos deben establecer un acuerdo con los clientes de trabajos de consultoría, referido a objetivos, alcance, responsabilidades respectivas y demás expectativas de los clientes. En el caso de trabajos significativos, este acuerdo debe estar documentado.

  III.        Cuando desempeña servicios de consultoría, el auditor interno debe mantener la objetividad y no asumir responsabilidades de gestión.

  IV.     La naturaleza de los servicios de consultoría debe estar definida en el estatuto de auditoría interna.

   V.        El director ejecutivo de auditoría no debe aceptar un servicio de consultoría, o bien debe obtener asesoramiento y asistencia competentes, en caso de que los auditores internos carezcan de los conocimientos, las aptitudes y otras competencias necesarias para desempeñar la totalidad o parte del trabajo.

  VI.        El auditor interno debe ejercer el debido cuidado profesional durante un trabajo de consultoría, teniendo en cuenta lo siguiente:

·         Las necesidades y expectativas de los clientes, incluyendo la naturaleza, oportunidad y comunicación de los resultados del trabajo;
·         La complejidad relativa y la extensión de la tarea necesaria para cumplir los objetivos del trabajo; y
·         El costo del trabajo de consultoría en relación con los beneficios potenciales.

VII.        Los objetivos de los trabajos de consultoría deben considerar los procesos de gobierno, riesgo y control, hasta el grado de extensión acordado con el cliente; y deben ser compatibles con los valores, estrategias y objetivos de la organización.

VIII.        Al desempeñar trabajos de consultoría, los auditores internos deben asegurar que el alcance del trabajo sea suficiente para cumplir los objetivos acordados. Si los auditores internos encontraran restricciones al alcance durante el trabajo, estas restricciones deberán tratarse con el cliente para determinar si se continúa con el trabajo.

  IX.        Durante los trabajos de consultoría, los auditores internos deben considerar los controles consistentes con los objetivos del trabajo y estar alertas a los asuntos de control significativos.

¿Te ha gustado la información? ¡Compártela con otro auditor interno!

2 comentarios:

  1. Señor Nahun, según lo expuesto en este artículo, lo que entiendo es que las consultorías mediante el acuerdo con el cliente se hace un trabajo formal, es decir, ante una solicitud de consultoría por parte de un cliente, el departamento de auditoría presenta un informe sobre la consulta realizada?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Apreciada Yrka, la elaboración o no de un informe escrito final para un trabajo de consultoría va a depender de la naturaleza y tipo de servicio brindado por el departamento de auditoría interna. El acuerdo formal pacta con nuestro cliente debe incluir cuál será el producto final entregado por el trabajo de auditoría interna.

      Por ejemplo: Primero - si el personal de auditoría interna está trabajando junto al equipo responsable de implementar un nuevo sistema de información, este tipo de proyecto generalmente no necesita que se desarrolle un informe escrito, el resultado puede ser una presentación de auditoría interna de los temas relacionados con el diseño del sistema de control interno que deben ser considerados para la implementación de la aplicación; Segundo ejemplo – Si la administración solicita la cooperación el equipo de auditoría en la implementación de un nuevo requerimiento normativo que impacta la organización en ese caso, podría ser un buena idea desarrollar un documento formal, teniendo en cuenta que la decisión final de la mejora alternativa debe ser tomada para la gerencia del área y que auditoría interna no tenga responsabilidades de gestionar esta nueva actividad.

      Saludos y gracias por visitar nuestro Blog.

      Eliminar