jueves, 24 de julio de 2014

Los tipos de auditores internos que prefiero

Admiro a los auditores internos que no intentan caerle bien a todo el mundo, que viven su trabajo al máximo y dicen las cosas como son. 

Práctica lo que predicas. O mejor aún, no prediques, sólo práctica.

¿Te ha gustado la frase? ¡Compártela con otro auditor interno!

4 comentarios:

  1. Así es, yo caigo mal por decir siempre lo que pienso y por objetar cosas que considero no están bien, pero prefiero eso y apegarme a la verdad que ser servil y una auditora de bajo nivel, a un final de cuentas la verdad prevalece y no hay que tener miedo a decirla.

    ResponderEliminar
  2. Buen comentario profesor, me considero esa clase de auditor, entiendo que para poder serlo tenemos que ser la diferencia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Completamente de acuerdo contigo Sandy, gracias por tu comentario. Saludos,

      Eliminar
    2. Es importante decir lo que se piensa siempre que este muy bien soportado y enfocandose en el problema, no en la persona. Sin olvidar que se deben mantener relaciones cordiales con el cliente interno.

      Eliminar